Alejandro Montoya Ortiz

Alejandro Montoya Ortiz

Fotografía
LCI Bogotá

Historias de Vida

En este proyecto entro en el mundo de las personas que han perdido sus extremidades, que han pasado por un proceso de aceptación y buscan alguna actividad cotidiana para motivarse.

El señor Álvaro Cade

Historia de un pintor: Héroe para las futuras generaciones

El señor Álvaro Cadena de 46 años, en su etapa juvenil sufrió un accidente con un cable de alta tensión que le ocasionó incineración y luego amputación en sus miembros superiores y en su pierna izquierda. Su motivación es la pintura y le gusta jugar rana como una forma de desarrollar su actividad motriz.

Álvaro la mayoría de

Álvaro y sus prótesis

Álvaro la mayoría de veces se pone sus prótesis a la hora de salir cuando sale a realizar eventos importantes, pero él lo hace sólo hasta cierto punto, ya su esposa lo ayuda a terminar para quedar listo.

Álvaro cuando desea

Álvaro cuando desea realizar sus obras se sube las escaleras usando un cojín para deslizar su cuerpo, otra forma de demostrar que la independencia hace crecer a una persona que ha perdido sus extremidades.

Álvaro usa su más pr

Álvaro usa su más preciada herramienta para pintar sus obras, que es su boca. Él pinta desde paisajes hasta abstracciones en convenio con la Asociación de Pintores con la Boca y el Pie. Sus obras se comercializan en Europa haciendo que sea su sustento económico.

William Pérez es un

Un hombre mucho más que un vigilante

William Pérez es un señor de 45 años, en su juventud perdió sus extremidades inferiores y la oreja izquierda a causa de una explosión en una fábrica de pólvora. Su motivación es el ajedrez y compartir con los vecinos en su único día libre “martes”, él trabaja como vigilante de pasillo en el Centro Comercial Gran Estación.

William comenta que:

El ajedrez su principal motivación

William comenta que: "El ajedrez tiene cierto parecido a la vida, hay que hacerle jaque mate a los problemas y seguir luchando"

William lleva 8 años

William lleva 8 años como vigilante de seguridad en el Centro Comercial Gran Estación cumpliendo funciones de reportar sospechas que se presenten y ayudar a las personas que están buscando un almacén en específico.

Fotografía/LCI Bogotá/Retrato a contraluz

Retrato a contraluz